Imágenes de la frase célebre

Los buitres del mar, en la piadosa mañana, y los tiburones, todos de riguroso negro. En vida, pocos de ellos habrían ayudado a la ballena si por ventura ésta los hubiera necesitado, pero al banquete de su funeral acuden todos.

Ver más frases de Herman Melville

Enlaces de Interés

Conecta con nosotros

Sitios web amigos

  • ¡Tu sitio web aquí!